miércoles, 6 de noviembre de 2013

Ingeniería Informática vs. Ingeniería TIC: «el mismo perro con diferente collar»

Basada en un trabajo de Abilio Estefanía Castellanos (Creative Commons)

Actualmente la oferta de titulaciones a nivel de máster y doctorado de la Escuela de Ingeniería Informática por la UNED es bastante completa y diversificada. Es de elogiar el esfuerzo de los organizadores por crear un amplio rango de perfiles de máster basados en las disciplinas impartidas por los departamentos y  los sectores más demandados por la sociedad.  Sin embargo, a partir de la reforma educativa impuesta por Bolonia (EEES) para la conversión de las licenciaturas y las diplomaturas a un Grado de cuatro cursos se ha conseguido dar un giro de 180º en una dirección incorrecta.  

Bien es sabido por todos la exigua diferencia entre las titulaciones en Ingeniería TIC e Ingeniería Informática de la Escuela de Ingeniería Informática por la UNED. Quizá alguien pueda caer en el error de pensar que ambas titulaciones tienen un corpus curricular totalmente diferente. Nada más lejos de la realidad, los nuevos planes de estudio que se nos presentan desde la dirección de la Escuela son como reza la locución española: «el mismo perro pero con diferente collar».  Ciertamente estos perfiles de especialización son simplemente una escusa para confundir al nuevo alumnado. Se supone, en principio, que la diferencia entre las dos titulaciones estriba en la orientación hacia el mundo de la empresa o hacia el mundo de la investigación. Pero lo verdaderamente conseguido son dos titulaciones de Ingeniería Informática deficitarias, casi idénticas, en donde en una no se estudia "Programación Paralela", o los entresijos de la "Arquitectura TCP/IP" se imparten de manera optativa en otra. Asimismo, en Ingeniería TIC no se estudian "Compiladores" pero se estudia a fondo los lenguajes de programación e "Ingeniería de Software". Además existe demasiada carga lectiva en "Estructura de Computadores" y poca en lo verdaderamente esencial en un Informático: la destreza en programación, diseño y algorítmica.

Este desorden en las titulaciones únicamente puede derivar en la formación de un Ingeniero Informático incompleto y falto de conocimientos de Matemáticas, Ingeniería de Software, Programación Paralela y Redes.

Por este motivo esperamos, desde esta modesta entrada en el blog de la Escuela, que el equipo organizativo tome medidas de cara a la renovación de las titulaciones y fomente de manera más prudente la creación de otro tipo de perfiles más universitarios como podrían ser:
  • Ingeniería Informática y Matemáticas.
  • Ingeniería Informática y Física.
  • Ingeniería Informática: especialización en Arquitectura de Computadores.
  • Ingeniería Informática: especialización en Ingeniería de Software.
  • Ingeniería Informática: especialización en Inteligencia Artificial.
  • Ingeniería Informática: especialización en Lenguajes y Sistemas.
Para los dos primeras titulaciones se puede aprovechar la sinergia y la calidad de las facultades de ciencias e ingenierías para la creación de titulaciones mixtas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada